Seguramente ya has oído hablar sobre los beneficios el té verde y el té rojo para adelgazar, definitivamente su ayuda es un hecho, te invito a que sigas leyendo este artículo para que conozcas de manera detallada los beneficios que aportan éstas infusiones.

De hecho, tenemos ya un artículo en donde te mencionamos sobre algunas infusiones para bajar de peso, ¡no olvides pasar a leerlo!

El té verde es un té que no se encuentra fermentado; es decir, sus hojas se recogen frescas y los beneficios que tiene para la salud son innegables.5 El té verde es antioxidante y además combate los radicales libres, esos que son los causantes del envejecimiento prematuro.

Si tomas té verde, también tendrás una mejor circulación sanguínea y te ayudará a bajar el colesterol malo; es anticancerígeno y por si todo esto fuera poco, regula la presión arterial.

Pero claro, el tema que nos interesa es el de bajar de peso; los expertos afirman que actúa de dos maneras:

La primera, con la ayuda de reducción de calorías con una dieta y otra con ayuda del gasto energético; es decir con el ejercicio y tomando algunas tazas de té verde antes del ejercicio físico lograrás resultados más favorecedores.

4

El té verde además te ayuda a evitar la retención de líquidos (mismos que te hacen tener más peso y volumen corporal)  De igual forma reduce la concentración de azúcar en la sangre y por supuesto elimina las toxinas, no sin olvidar que estimula la termogénesis que sirve para que el cuerpo naturalmente queme la grasa que nos sobra y que es tan molesta.

El té rojo si está fermentado y también posee varios beneficios para la salud; de 3igual forma genera un calor interno que ayuda a la quema de adiposidad e impurezas. Te recomendamos que lo tomes después de comidas pesadas para evitar que las grasas que consumiste se acumulen.

Además, el té rojo refuerza el sistema inmunológico y te ayudará a facilitar la circulación del tránsito intestinal.

¿Produce contraindicaciones el beber té?

Tomar muchas infusiones puede provocar que reduzca tu facilidad de absorber hierro, por lo que no es recomendable sobre todo en casos de anemia.

Para evitar que eso suceda, había que tomarlos inmediatamente después de comer, de esa forma no interferirá tanto en ese proceso de absorción de hierro.

Tampoco te recomendamos consumir estas infusiones antes de dormir porque podrían alterar el sueño ya que contienen cafeína, mucho más el té rojo que el verde.

1

¿Cómo preparar mis infusiones de té verde y té rojo?

Es mucho más recomendable comprar las hojas directas que las bolsitas que venden en el supermercado, ya que por obvias razones, las hojas conservan mucho mejor las propiedades del té.

Las hojitas se incorporan cuando el agua apenas vaya a entrar en ebullición, no tiene que estar hirviendo. Se deja que la infusión se prepare por de 5 a 9 minutos para aprovechar todos los nutrientes y propiedades.  No los endulces.

2

¿Se pueden mezclar ambos tés?

Si, puedes hacerlo. Puedes tomar en un mismo día de ambos tés o mezclarlos en la misma taza.  Te recomendamos tomar hasta 4 tazas al día.

Recuerda que el té no hace milagros por si mismo, es necesario que lo acompañes de tu dieta lo más equilibrada posible, ejercicios y una vida sana.

¿Qué te ha parecido nuestro artículo? ¿Tienes alguna duda sobre el consumo del té verde y té rojo? ¡Escríbenos en la sección de comentarios!